Corrector de escritura

Corrector de escritura


barra_orange.gif

De un tiempo a esta parte se ha puesto de moda el corrector de cinta para poder borrar lo que se ha escrito mal y poder volver a escribirlo bien. Esta idea que puede parecer nueva, tiene su origen en las tarjetas de corrección que se usaban en las máquinas de escribir, de aquí pasó al famoso bote de pincel blanco , y su camino continuó con el bolígrafo y su última evolución por el momento que es la cinta correctora.
Hablando de esta última evolución del sistema de corrección, estamos ante otro elemento que parece que debe de ser para ambas manos, pero al usarlo, el zurdo se da cuenta que no está diseñado para la mano zurda, porque mientras el diestro lo usa sin ningún problema, el zurdo se encuentra con dificultades para su correcto uso.
     Estas dificultades surgen porque mientras los diestros para usar el corrector lo hacen  desde izquierda a derecha por la disposición de su mano , los zurdos hacen este borrado de derecha a izquierda por esa misma disposición. Esto es debido a que estos correctores de cinta funcionan por tracción a la inversa de tal manera que no van hacia delante , sino que funcionan hacia atrás. De esta forma, el cuerpo del corrector se diseña en función de esta acción y se coloca el engranaje de funcionamiento en la parte de atrás, ya que lo importante es que la cabeza vaya por delante. Debemos de tener en cuenta que el diestro borra desde izquierda a derecha y primero ve lo que va a borrar y luego lo borra ya que todos los textos están realizados para ser leídos de izquierda a derecha y no al revés. Así, en la acción de borrar, el cuerpo del corrector queda por detrás y no molesta, de tal forma que la acción de borrado se hace sobre un texto del que se ve tanto lo que se quiere borrar como la cabeza del corrector, lo que nos permite poder dirigir la cabeza hacia el borrado para poder hacerlo de una vez, recto y a la primera.
    Una vez analizado como actúan los diestros, debemos de analizar cómo actúa un zurdo ante esta misma acción en un mismo texto escrito de izquierda a derecha y con un el mismo corrector que usa el diestro . Debemos de partir del principio que la mayoría de los correctores tienen un diseño ergonómico específico para diestros ya que si se hace para una mano, no se puede hacer para la otra. Es decir, son excluyentes y no complementarios, y ante este diseño, el zurdo no puede usarlo con su mano más que de derecha a izquierda , porque tanto su diseño como su funcionamiento le impiden usarlo en la otra dirección como hace un diestro.
Por tanto, antes de usar este corrector, el zurdo debe de realizar de forma obligatoria una lectura por adelantado de lo que se va a borrar. Esto es debido a que al hacerse ambas operaciones en sentido inverso, no se pueden realizar a la vez. De esta forma, debe de memorizar y saber que palabras y que párrafos se deben de borrar por adelantado. Una vez memorizado el párrafo o texto a borrar, el zurdo debe de poner la cabeza del corrector en la última palabra que va a eliminar y desde ese punto debe de ir borrando a la inversa el texto actuando de derecha a izquierda. Esto supone que al hacerlo en esa dirección , se tapa con su mano y el cuerpo del corrector lo que va a desaparecer realizando un borrado a ciegas dónde no ve lo que va a eliminar sino que sólo ve lo que ha borrado ,lo que puede tener como resultado que  no se borra el texto porque nos hemos torcido al no ver o bien debe de volver a repasar de nuevo lo que han intentado eliminar porque no lo han borrado bien dejando trozos sin suprimir o que simplemente hemos eliminado un texto o palabra que no correspondía, con lo que esto supone a la hora tanto de gasto como de tiempo y validez a la hora de la presentación de un trabajo.
    Ante todos los problemas planteados anteriormente, debemos de tener claro que los correctores, para poder ser usados por los zurdos, deberían de tener un diseño ergonómico especifico para la mano zurda- así como lo tienen los diestros- que nos permitieran poder hacer lo mismo que ellos pero usando la mano zurda.
    A día de hoy no disponemos en el mercado de ningún corrector específico para zurdos, por lo que para poder realizar bien este trabajo, deberemos de buscar uno que tenga estas características :
    -un cuerpo sin diseño ergonómico para poder adaptarse a todas las manos, preferentemente de forma triangular para poder agarrarlo en  forma de pinza, y en el caso de que no fuera posible, que su diseño sea lo más sencillo posible imitando en lo posible la forma de los bolígrafos correctores.
    -que el mecanismo de funcionamiento este pensado para poder usarlo de forma vertical y no horizontal como en los de los diestros.
    -que no sea muy grande para que no sobresalga de la mano y nos dificulte la visión
    -que tenga una cabeza móvil que nos permita elegir la dirección en la que vamos a trabajar que siempre deberá de ser de izquierda a derecha y no de derecha a izquierda como nos obligan los correctores para diestros.
    Desde El Rincón Del Zurdo aconsejamos el siguiente corrector para su uso por las personas zurdas :


Mostrar por página
Ordenar por

Nuevo CORRECTOR DE CINTA DE ESCRITURA PARA AMBAS MANOS MILAN DE 3 METROS

N.º de producto: ES159

1,95 € *
*

Precio con IVA incluído.